Síguenos en:
La Plaza de Nápoles
Dentro de los jardines del Palacio de Sotofermoso es un espacio en el llamado -jardin de arriba- presidido por una Venus
Cláustro Mudéjar
El Palacio de Sotofermoso fué residencia del Duque de Alba, y tiene un cláustro mudéjar muy bien conservado
Convento de la Bien Parada
El convento franciscano de la Bien Parada en Abadía ha sido adquirido por el municipio para evitar que prosiga su deterioro
Arcos del Jardín
Los jardines renacentistas del Palacio de Sotofermoso contaban contaban con miradores abiertos hacia el Río Ambroz
pueblos > abadia >
 Ruta Senderismo: El Convento De La Bien Parada

 

Duración: 1h.30min, Dificultad: Ninguna, Distancia: 6 Km., Tipo de Camino: Pista y carretera, Paisaje: Zonas adehesadas y Cañada Real
 
descripción

 Este sendero local  enlaza tres recursos patrimoniales de primer orden del Valle del Ambroz, de una parte dos importantes edificios, Palacio de Abadía y Convento de la Bien Parada, y de otra, la ruta transita unos dos kilómetros por la Cañada Soriana Occidental, que conducía los rebaños trashumantes desde esa provincia castellana, hasta los pastos de la Comarca de Olivenza, en Badajoz.  Por esta Vía Pecuaria llegaron, acompañando a los rebaños, pastores que en ocasiones se quedaron a vivir en este Valle, contribuyendo a su repoblación, y aportando el bagaje cultural de las tierras de las que procedían.

La localidad de Abadía tiene su origen en una abadía cisterciense del siglo XII ubicada en las márgenes del Río Ambroz, junto a la que se agrupó un caserío que con el tiempo formó la población que hoy conocemos. La abadía pasó a manos de los Duques de Alba que la acabaron convirtiendo en un palacio de recreo al gusto renacentista, completaba el conjunto unos afamados jardines, en su época, llamados de Sotofermoso

Los duques ejercieron una labor de mecenazgo de las letras, que atrajo a esta localidad personajes como López de Vega o Garcilaso, fueron también anfitriones de los Reyes Católicos y Felipe II conoció en este lugar  a su mujer Isabel de Portugal,  y apoyaron la construcción (ya en el XVII) del Convento de la Bien Parada de la Orden Franciscana, que llegó a ser Escuela de Teología,

Con la desamortización del XIX salieron los frailes y los nuevos propietarios le dieron un uso de establo, hoy día, pese a su estado de ruina, el claustro y la fachada principal nos permiten imaginar la magnitud de esta obra

http://turismovalledelambroz.com/actividades/rutas/ruta01_convento_bienparada.pdf

 

DIVA - Asociación para el Desarrollo Integral del Valle del Ambroz -